El arroz con pollo es un plato bastante nutritivo y sabroso, muy apreciado en España y América Latina. Constituye una excelente comida, rica en proteínas y baja en colesterol y lo mejor es que existen cientos de recetas con la que puedes preparar un arroz con pollo estupendo.

Si ya lo haz intentado, pero no te queda del todo bien o quieres darle un toque diferente, a continuación te presentaremos una serie de tips para cocinar un excelente arroz con pollo.

Existen muchas formas de preparar este plato, todo dependerá del país donde te encuentres o cuál sea la receta tradicional que se maneja en tu familia. Aún así no debes cerrarte a las muchas formas en las que puedes preparar esta genial receta.

¿Pollo en trozos o desmechado?

En algunos países como Colombia o Panamá se acostumbra a preparar con el pollo desmechado, mientras que el resto prefiere picarlo en trozos. Cualquiera de las dos formas te dará un resultado genial, pero en el caso del pollo desmechado, notarás que rinde mucho más, sobre todo si lo unes con verduras como papas, zanahoria, calabacín o incluso berenjena. Excelente cuando debes preparar muchas raciones.

Cómo darle color al arroz con pollo

Si no quieres que te quedé un arroz totalmente pálido, hay varias cosas que puedes hacer. En Perú por ejemplo, le añaden cilantro vende picado en trocitos muy finos lo que le da un color verde que lo hace ver estupendo. En Ecuador en cambio, lo colorean con achiote y agregan unas cuantas pasas, de está forma queda doradito y suculento.

Déjate llevar por tu imaginación

El arroz con pollo es uno de los pocos platos con los que se pueden mezclar una gran cantidad de ingredientes y siempre queda bien. Si quieres darle un toque bien interesante a tu arroz con pollo puedes ponerle aceitunas negras y oregano, sin duda esta es una combinación ganadora. Algunas personas salen de la rutina colocandole almendras picadas y otras prefieren algo un poco más clásico como guisantes y zanahorias en trozos. Todo va a depender de los gustos de cada quien, pero no está de más ir combinando y probando recetas nuevas.

Primero sofrie los aliños

Si quieres que tu arroz con pollo quede excelente y con un sabor bastante intenso y exquisito, un buen truco es sofreir los aliños antes de mezclarlos en la preparación. El resultado es completamente diferente a cuando los agregas directamente. Y aunque te suene mítico, nunca dejes al ajo fuera de esta receta y comienza por sofreirlo a él, antes que a todos los demás aliños. Continua con la cebolla y notarás como logras un sabor único con estos ingredientes tan sencillos.

No te quedes solo con el pollo

Combínalo con otras carnes y embutidos. Muchas recetas de arroz con pollo invitan a agregarle chorizo en trocitos a la preparación, otros le colocan un toque de tocino y algunos hasta lo mezclan con conejo ¿Y por qué no? quedará totalmente delicioso ¡Atrévete!

Dejar respuesta