Paella de Mariscos

La importancia de los mariscos en la cocina y de forma general en la gastronomía mundial, se fundamenta en la valor nutricional que este producto de mar representa para el ser humano, sus valiosas propiedades nutricionales hacen de los mismos un alimento apetecido por lo mejores chefs a nivel mundial y sobre todo del cliente que cabe aclarar cada día se vuelve más exigente al paladar.

De los mariscos son muchas las recetas derivadas, un sinnúmero de comidas deliciosas que más que un alimento son sin duda una obra de arte; ejemplo de ello la Paella de Mariscos, receta clásica de comida internacional de encanto especial para cualquier ocasión, disponible en los mejores hoteles y restaurantes del planeta.

Su preparación es sencilla y lo mejor de todo económica, lo que le hace aún mejor frente a muchas otras preparaciones que requieren de mucho tiempo y además cuestan demasiado.

Ingredientes

  • Arroz
  • Langostinos
  • Mejillones (marisco)
  • Almejas (marisco)
  • Caldo de pescado
  • Cebolla
  • Pimentón verde y pimentón rojo
  • Calamar grande
  • Tomate
  • Vino blanco
  • Ajo
  • Perejil
  • Azafrán
  • Sal
  • Aceite de oliva

Preparación pasó a paso

Como primer pasó lo que deberás de hacer es buscar una sartén grande y en ella vierte aceite para saltear las gambas y las almejas, retira del fuego el marisco para reservarlo y así no pierda el sabor el aceite.

Sin dejar enfriar el aceite en el que hiciste el paso anterior fríe el calamar cortado en dados, hasta que dore, se retira.

Posteriormente añádele cebolla los pimentones, la picada de ajo y perejil, mezclando todo de manera homogénea, por consiguiente ponle un poco de vino y deja reducir.

Cuando haya evaporado, se añade el calamar, el tomate y la hebra de azafrán. Se deja 2 minutos removiendo bien y entonces se añade el arroz.

Deja pasar un tiempo de 2 a3 minutos sin dejar de remover, si bien esto permitirá que no se pegue, añadir el caldo y dejar hervir.

En el horno a temperatura de 180º coloca las gambas almejas y mejillones de forma ordenada por unos 20 minutos.

Deja reposar, decora y sirve.

 

 

Dejar respuesta